Si bien es cierto que los programas de mejora continua de procesos (CPI) como Six Sigma y Lean han dado como resultado ahorros de billones de dólares y oportunidades de negocio en empresas de todos tipos y tamaños. Sin embargo, estas metodologías se han implementado de forma independiente a los sistemas de información, limitando el alcance y la efectividad de los CPI. Por ello, actualmente, las soluciones BPM intentan reunir las capacidades de las plataformas de BPM y los métodos CPI, dando como resultado que las mejores prácticas de CPI se extiendan a toda la empresa.

El artículo que publicamos a continuación describe en qué consisten los programas de mejora continua de procesos, cuáles son sus limitaciones, cuál es la característica de BPM, y por qué se considera como la siguiente etapa para los CPI.

Acceda al artículo a través del documento adjunto

Por admin